Análisis de zumos de fruta

5400374757_1ed3e87fb5_b

¡Hola a todo/as!

Hace unos días os pedí en la página de Facebook que eligierais el próximo artículo del blog entre tres temas, y el más votado fue “análisis de zumos de fruta comerciales” así que aquí os hablo sobre ellos.

En primer lugar, quiero aclarar unos conceptos que pienso que mucha gente no tiene demasiado claros:

Un zumo de fruta es el líquido extraído de las frutas puras mediante una serie de procesos, es decir, un zumo de naranja ha sido extraído de la naranja, tal cual. Es la variedad con más cantidad de fruta, pero aun así se pierde parte de la fibra y vitaminas.  Suele contener el 100% de zumo de la fruta y no se le añade agua ni azúcar.

Un néctar contiene parte de la pulpa de la fruta, a la que se añade agua y azúcar, es decir, son zumos rebajados con agua y de peor calidad, con menor cantidad de fruta pero mayor de azúcares.

Un zumo elaborado en base a concentrados se refiere a que después de haber sido exprimido, el zumo ha sido concentrado mediante una evaporación del agua con calor, para después añadirle de nuevo agua para envasarlos.

También existen las bebidas de frutas que solo contienen un 10% de la fruta y el resto son azucares, agua, saborizantes y demás sustancias.

Ahora os muestro, como siempre, una tabla con algunos zumos que he visto en el supermercado (valores por 100 ml):

  Néctar de piña Granini Zumo de naranja hacendado Zumo multifrutas Minute Maid
Kcal 49 43 45
Hidratos de carbono (g) 11.5 9.8 11.1
Azúcares (g) 11.5 9.2 11.1
Fibra (g) 0.3
Vitamina C (mg) 20 25

– no aparece

En esta tabla hay un zumo elaborado a partir de concentrado, que es el de Minute Maid, el cual contiene aproximadamente un 47% de zumo y puré de fruta, azúcar, agua, ácido cítrico etc.  Por otro lado está el néctar de piña de granini, que también contienen aproximadamente 50% de zumo concentrado y puré de la fruta, además de agua, azúcar, estabilizantes y antioxidante.  El zumo de naranja hacendado es el único de los tres que puede llamarse zumo, ya que ha sido extraído de la naranja pura, su contenido en zumo es del 100% y con el azúcar propio de la fruta.

Como conclusión puedo decir que el néctar y los zumos a base de concentrados tienen menor cantidad de fruta, mayor de azúcares y más calorías, mientras que el zumo aporta menos azúcares y calorías y además contiene mayor proporción de fruta.

Según la norma europea, solo los néctares pueden contener azúcares añadidos y no pueden incluir en su etiqueta la frase “sin azúcar añadido” en caso de contener edulcorantes artificiales como la sacarina. En el caso de los zumos, no pueden contener ni azúcar ni edulcorantes.

¿Si tomo un vaso de zumo de naranja, cuenta como ración de fruta?

Rotundamente no. Son muchas las personas que toman zumo en el desayuno, se lo llevan al trabajo, lo toman de nuevo para merendar… y así se quedan tranquilos porque “ya han tomado tres veces fruta”. Pues bien, de ninguna manera un vaso de zumo puede sustituir a una pieza de fruta (aunque sea con un 100% de zumo de fruta) y entre las razones os puedo decir que al hacer el zumo se pierden antioxidantes, vitaminas y fibra, por lo tanto proporcionan menor sensación de saciedad que si tomáramos la fruta como tal. Además, probablemente estaremos ingiriendo más calorías, porque es más fácil tomarte uno o dos vasos de más de zumo, que dos o tres naranjas de más (¿quién se toma tres naranjas seguidas?), y si es zumo exprimido en casa, por ejemplo de naranja, necesitas al menos tres piezas para sacar un vaso de zumo. En el caso de los zumos caseros, evidentemente son mejor que los comerciales porque únicamente lleva la fruta exprimida, no se le añaden aditivos, azúcar etc, pero igualmente NO sustituye a una pieza de fruta.

Por otra parte, la Organización Mundial de la Salud también deja bien clara la probable relación entre el consumo de zumos y la obesidad y  la Asociación Americana del Corazón también insiste en reducir el consumo de zumos de fruta y hace hincapié en tomar la fruta original.

En resumen, en los zumos se han perdido micronutrientes y fibra y aportan, en el caso de ser néctares, gran cantidad de azúcares que no son nada beneficiosos para la salud. Si tomas zumo con la idea de cubrir las raciones de frutas diarias, no es buena idea…prioriza el consumo de la fruta como tal para beneficiarte de todas sus propiedades (las cuales no están en los zumos), al igual que fomenta su consumo entre los niños.

Con esto no quiero decir que los zumos no se puedan tomar nunca. Una persona sana dentro de una dieta equilibrada y saludable puede tomar alguna vez un vaso de zumo (si es natural mejor que mejor), pero teniendo clara la idea de que NO sustituye a una pieza de fruta 😀

 Un saludo!

 Sara Garcés Carcas

Photo Credit: GSAndré via Compfight cc

Anuncios

4 comentarios sobre “Análisis de zumos de fruta

    1. Si lo tomas en casa recién exprimido es mejor que si tomas uno comercial, pero siempre es mejor tomar la fruta como tal…más fibra y mayor saciedad 😉 pero como digo en el artículo, no quiere decir que sea malo tomar zumo…siempre y cuando se tenga clara la idea de que no sustituye a una pieza de fruta.
      Un saludo y gracias por tu comentario 🙂

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s